Falleci├│ Braian

27.12.2016

Por Mauricio Conti

El chico de 14 años baleado el sábado por “motochorros” en el barrio porteño de Flores falleció este lunes en el Hospital de Niños Ricardo Gutiérrez, donde se encontraba internado con muerte cerebral, y por la noche vecinos se manifestaron en la comisaría 38 y un grupo de ellos provocó destrozos.

El Ministerio de Justicia y Seguridad porteño armó un comité de crisis para darles respuesta a los vecinos y organizar una tarea en conjunto para combatir el delito, además de lograr que se fueran calmando los ánimos.

Los vecinos permanecían, cerca de la medianoche, en los alrededores de la seccional e incluso acompañaron la protesta con una “sentada” y una asamblea popular, al tiempo que convocaron para este martes, a las 19, a una nueva marcha en esa dependencia policial.

La convocatoria la hicieron los manifestantes en la puerta de la misma seccional al grito de “se siente, se siente, Brian está presente”.

Posteriormente, los familiares del joven asesinado pidieron “por favor a los vecinos que se retiren de la comisaría” para evitar más incidentes.

El menor había sido internado en primer término en el hospital Piñeiro, donde fue operado a raíz de las gravísimas heridas por un balazo, y luego fue derivado al Hospital de Niños Ricardo Gutiérrez, donde permanecía en gravísimo estado.

Este lunes al mediodía, se decidió desconectar al menor del respirador artificial, ya que médicamente no había nada más que hacer por su vida.

El hecho ocurrió este sábado por la tarde, cuando dos “motochorros” le robaron la mochila a una mujer que estaba en la vereda, en el cruce de las calles Asamblea y Robertson.

En ese momento, pasaron en auto un abuelo con su nieto, quienes iban a cortarse el pelo antes de la Navidad, pero los ladrones pensaron que los estaban persiguiendo y les dispararon.

Las versiones sobre el contexto de los disparos no son coincidentes, porque algunas señalan que el sexagenario intentó detener a los “motochorros” y encerrarlos con su auto.

Una de las balas impactó en la cabeza del chico de 14 años, quien iba en el asiento del acompañante en el Renault 19 de su abuelo Enrique, de 69.

 

Manifestación y destrozos
 

Una serie de incidentes y destrozos se produjo este lunes a la noche dentro de la comisaría 38 de la Policía de la Ciudad de Buenos Aires, protagonizados por vecinos del Bajo Flores, luego de la muerte de un adolescente de 14 años baleado por “motochorros”.

Todo se inició con una manifestación de vecinos hacia la seccional de Flores, ubicada en la calle Esteban Bonorino 258, y en un momento determinado entraron por la fuerza con insultos y rompiendo objetos de la dependencia.

Con el correr de los minutos, cesaron los destrozos y los manifestantes salieron de la dependencia, aunque siguieron con los cantos y la protesta: “Que se vayan todos, que no quede ni uno solo” y “Son todos corruptos” fueron algunas estrofas que se escucharon.

Los vecinos de la zona pidieron más seguridad ante la ola de robos que sufren y, además, protestaron porque sufrieron semanas atrás el crimen de otro habitante de la zona, Pascual Mollo.

Asimismo, reclamaron la presencia de funcionarios de la Ciudad, aunque se estima que finalmente este martes a primera hora serán recibidos en la cartera que encabeza Martín Ocampo.

Los vecinos acusaron a la seccional de “liberar la zona”, ya que afirmaron que los delincuentes y “motochorros” que acechan “son siempre los mismos”.

“La Policía sabe dónde están los talleres clandestinos, quiénes distribuyen paco, dónde se vende la droga. La Policía es cómplice de los narcos en este barrio, que ya se transformó en un infierno”, sostuvo un vecino en declaraciones a la señal de cable Todo Noticias (TN).

Fuentes policiales revelaron que entre los manifestantes había “barrabravas de San Lorenzo y Deportivo Español, que actuaron con suma violencia” dentro de la seccional.

Un grupo de vecinos se reunió dentro de la seccional con el comisario inspector Manuel Monzón, quien es jefe de la Circunscripción VIII, pero ahora también se hizo cargo de la Circunscripción VI, tras ser destituido el comisario inspector Osvaldo Tapia por estar procesado en una causa de “coimas” que inició Nilda Garré en 2013, cuando era ministra de Seguridad de la Nación.

Usted es el visitante N┬░